El PSOE estudia rebajar el nivel de su interlocución con Feijóo en la ronda de contactos para la investidura

Alberto Núñez Feijóo quiere iniciar el lunes la ronda de contactos para negociar su investidura con todos los partidos políticos representados en el Parlamento —excepto con EH Bildu—, pero no ha concretado ni el calendario ni cómo los quiere desarrollar. Tampoco está claro con quién se verá Feijóo o si en algunos casos esas conversaciones las podría encabezar otro dirigente del PP. Algunos partidos, como ERC, ya han anticipado que no acudirán a la cita. Por el PNV irá, cuando le convoquen, su portavoz en el Congreso, Aitor Esteban. Junts per Catalunya o el BNG tampoco han querido aclarar cuál será su respuesta. Vox y Coalición Canaria —que ya han anunciado su apoyo a la investidura de Feijóo— sí se presentarán. El PSOE lo decidirá el mismo lunes por la mañana, pero por ahora sopesa rebajar el perfil de su interlocutor como forma de protestar ante lo que considera un intento del PP de fomentar el transfuguismo en sus filas al buscar el apoyo de los diputados socialistas “descontentos” con Pedro Sánchez.

Feijóo anunció la ronda de contactos este martes, tras recibir del Rey el encargo para someterse a una votación de investidura. El líder del PP solo precisó que quería ganar tiempo hasta el pleno de la investidura, los días 26 y 27 de septiembre, para preparar su oferta de gobierno y explicársela a todos los partidos que obtuvieron representación en el Congreso tras las elecciones del 23 de julio. Todos excepto EH Bildu. Los portavoces de esa formación abertzale casi se alegraron de la exclusión del PP. Algunos partidos ya han anticipado que tampoco se prestarán a colaborar en esa iniciativa, como ERC, y otros aún se lo están pensando.

El PSOE, el partido que ahora gobierna y que lidera Pedro Sánchez, el candidato que ha mostrado también su interés por ser investido y que podría concitar el apoyo de suficientes diputados si logra un acuerdo con PNV, EH-Bildu, ERC y Junts, está sopesando qué hacer cuando Feijóo les llame. Algunos de sus dirigentes, miembros de la Ejecutiva y del Gabinete en La Moncloa, no lo tienen todavía muy claro. La decisión final está pendiente de lo que determine el propio Sánchez el lunes en la reunión de maitines que ha convocado con su círculo más restringido de confianza. Pero de partida hay posiciones diferentes.

Entre los miembros de su equipo hay responsables que entienden que son un partido de Estado, serio y formal, y que no podrían ausentarse de una cita de ese significado y menos aún en estos momentos, con las Cortes recién constituidas y un pleno de investidura ya señalado. Otra cosa es a quién enviarían como interlocutor a ese encuentro. Lo primero que quiere conocer el PSOE es cómo piensa organizar el PP esa ronda y con quién. No se lo han contado. Hay responsables socialistas, del máximo nivel, que abogarían incluso por no acudir a esas reuniones ante el grado de ataques que dicen estar recibiendo en estos días por parte de los populares y por lo que ven como “llamamientos al transfuguismo” por parte del PP al instar a diputados del PSOE a abstenerse para facilitar la investidura de Feijóo. No se sabe qué corriente de opinión será por la que se decante Sánchez, pero “la opción de no ir también está sobre la mesa”, remarcan estas fuentes.

La primera intención del PSOE, en estos momentos, es rebajar el grado de interlocución con el PP y enviar a esa cita a algún responsable del grupo parlamentario, como harán otras formaciones, como por ejemplo el PNV con Aitor Esteban. El encargado más factible en ese caso sería el actual portavoz en el Congreso, Patxi López. En ese sector más crítico y duro con el PP sostienen que así se entendería mejor el mensaje “claro y evidente” de que nadie en ese partido está dispuesto a prestarse a maniobras extrañas para que gobierne Feijóo.

A los socialistas les han molestado mucho estos días esas apelaciones de varios dirigentes del PP a los diputados del PSOE, pero también recuerdan los ataques a Pedro Sánchez durante la reciente campaña electoral y “la constante deslegitimación del llamado sanchismo durante la última legislatura”.

Bendodo: “Dialogar no es negociar”

El coordinador general del PP, Elías Bendodo, no aportó ninguna información sobre ese plan de citas de Feijóo en su comparecencia en Marbella este viernes, pero sí arremetió contra el PSOE de Sánchez, del que considera que está en una posición de bloqueo parlamentario por parte de las minorías nacionalistas o de “ingobernable gobierno” con pactos y cesiones a más de 24 partidos. Bendodo insistió en pedir la abstención al PSOE para facilitar la investidura de Feijóo y remachó que la ronda tiene que ver sobre todo “con la obligación de diálogo” con casi todos los grupos (salvo EH Bildu) “por cortesía parlamentaria”. Y dialogar, subrayó, no es lo mismo “que pactar, negociar o tragar”.

Para presentarse a la investidura hay un diálogo parlamentario que es imprescindible.

Tras el diálogo llegarán la negociación y los pactos.

Hablaremos con todos los que quieran hablar, pero no negociaremos más allá de nuestras líneas rojas. pic.twitter.com/XYKj0RYKzC

— Elías Bendodo (@eliasbendodo) August 25, 2023

Ni Junts ni el BNG han informado aún de cuál será su postura ante la petición de Feijóo de fijar una reunión con esos partidos. Fuentes de Sumar, la marca que lidera la vicepresidenta segunda en funciones, Yolanda Díaz, señalan: “Todavía no nos han contactado, pero si al final fuéramos sería una gran ocasión para recordarle que le está haciendo perder un tiempo precioso a los españoles y españolas”.

Seguir leyendo

Post Relacionados

Suscríbase a nuestros boletines

Únete a nuestra comunidad de lectores informados y mantente al día con las noticias más importantes.