X volverá a permitir anuncios políticos y contratará equipos de seguridad y electorales de cara a las elecciones de 2024

(CNN) — X, la plataforma anteriormente conocida como Twitter, está contratando personal para sus equipos de seguridad y elecciones de cara a las elecciones presidenciales estadounidenses de 2024 y volverá a permitir anuncios políticos por primera vez desde 2019.

“Actualmente estamos ampliando nuestros equipos de seguridad y elecciones para centrarnos en combatir la manipulación, sacar a la luz cuentas no auténticas y supervisar de cerca la plataforma en busca de amenazas emergentes”, dijo la compañía en una entrada de blog este martes, en la que también expuso su enfoque del discurso político y la prevención de la manipulación de los votantes a medida que se acerca la temporada de campaña.

El anuncio se produce tras meses de cambios en la plataforma y en la forma en que gestiona la moderación de contenidos después de que Elon Musk tomara el control de la empresa el pasado otoño. Poco después de su adquisición, Musk despidió a gran parte del personal de la empresa, incluidos muchos empleados responsables de la seguridad, la manipulación de la plataforma y la política electoral. (Musk se jactó más tarde de haber recortado aproximadamente el 80% de la plantilla de la empresa).

Cuenta falsa de Twitter, que criticaba al Partido Republicano, usaba fotos reales de una votante de Trump

También es consecuencia de las críticas de Musk sobre la forma en que la anterior dirección de la plataforma gestionaba el discurso político, incluidas las acusaciones de censura.

Según la entrada del martes en el blog de X, la plataforma seguirá aplicando su política de integridad cívica, que prohíbe el uso de la plataforma para “manipular o interferir en las elecciones”, incluida la publicación de contenidos que puedan inducir a error a la gente sobre cómo, cuándo o dónde participar en procesos cívicos como la votación, durante un “período limitado de tiempo antes y durante unas elecciones”.

“Estamos actualizando esta política para asegurarnos de que encontramos el equilibrio adecuado entre abordar los tipos de contenido más perjudiciales, aquellos que podrían intimidar o engañar a la gente para que renuncie a su derecho a participar en un proceso cívico, y no censurar el debate político”, dijo X. La plataforma añadirá etiquetas públicas a las publicaciones que infrinjan la política de integridad cívica e informará a los usuarios cuando se haya restringido el alcance de tales contenidos.

Las prácticas expuestas en la publicación de X de este martes no difieren mucho de la forma en que la plataforma gestionó la desinformación relacionada con las elecciones bajo su anterior dirección. Antes de las elecciones de 2022, la plataforma dijo que etiquetaría y degradaría, por ejemplo, las afirmaciones falsas sobre cómo votar o los resultados de una carrera electoral.

X añadió que está cumpliendo su compromiso de permitir una mayor publicidad política. La empresa empezó a dar pasos en esa dirección en enero, cuando suavizó la prohibición de la publicidad temática y prometió que se introducirían más cambios en los anuncios políticos. Twitter implementó inicialmente restricciones a la publicidad política y temática en 2019 en medio de preocupaciones de que los políticos podrían tratar de dirigirse a los usuarios con información falsa o engañosa.

ANÁLISIS | Esto es lo que el regreso de Donald Trump a X podría significar para el negocio de la plataforma

Este martes, X anunció que las publicaciones políticas promocionadas volverían a estar permitidas y que los anuncios estarían sujetos a ciertas políticas.

“Esto incluirá prohibir la promoción de contenido falso o engañoso”, dijo X en la publicación del blog, “incluida la información falsa o engañosa destinada a socavar la confianza pública en una elección, al tiempo que se busca preservar el discurso político libre y abierto”.

La entrada del blog añadía que X creará un “centro global de transparencia publicitaria” que permitirá a los usuarios revisar los anuncios políticos, una capacidad exigida por la nueva Ley de Servicios Digitales de Europa, una ley que X y otras grandes plataformas tecnológicas debían cumplir a partir de la semana pasada.

Post Relacionados

Suscríbase a nuestros boletines

Únete a nuestra comunidad de lectores informados y mantente al día con las noticias más importantes.