Cataluña gravará con 1.400 euros la contaminación de los cruceros

Los cruceros tendrán que pagar 1.440 euros cada vez que recalen en un puerto catalán. El nuevo impuesto, que se sumará a la tasa turística que pagan los cruceristas (con un recargo en el caso de los que hacen escala en Barcelona), se aprobará en los próximos meses y gravará las emisiones de óxidos de nitrógeno que los grandes buques de más de 5.000 toneladas dejan en Barcelona, Tarragona y el resto de puertos catalanes cada vez que atracan o fondean en esas poblaciones. Los barcos turísticos no serán los únicos barcos afectados, ya que los petroleros tendrán que abonar en torno a 3.000 euros por cada atraque y los portacontenedores, 550 euros.

Seguir leyendo

Post Relacionados

Suscríbase a nuestros boletines

Únete a nuestra comunidad de lectores informados y mantente al día con las noticias más importantes.