El frote de un décimo en la espalda de Pedro Sánchez agota el número 12035 en la Lotería de Navidad

Cuando las protestas callejeras contra la ley de amnistía parecen calmarse, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha desatado otro fenómeno entre la ciudadanía. El pasado lunes, tras la presentación de su libro Tierra Firme, el presidente fue abordado por el reportero del programa El Intermedio Ismael Juárez, que le pidió que le firmara un ejemplar de su libro y al mismo tiempo le hizo una petición curiosa: “¿Le puedo pasar mi décimo de lotería por la espalda? Porque usted es un hombre con suerte, creo que igual me puede tocar”, preguntó al presidente del Gobierno elegido hace menos de un mes tras unas elecciones en las que todas las encuestas otorgaban el triunfo a las derechas. “Tú pásala si quieres, no tengo problema”, le respondió Sánchez mientras firmaba el libro. La escena, en la que el reportero de La Sexta frota su décimo en la espalda de Sánchez, se volvió viral y ha desatado un auténtico furor por conseguir el número. En pocas horas el número 12035 para la Lotería de Navidad del próximo 22 de diciembre se ha agotado. Los afortunados que lo han conseguido también esperan que este sea su año.

El equipo de producción de El Intermedio compró un décimo al azar en una administración de Alcobendas con la intención de que su colaborador le pidiera al presidente del Gobierno que le dejara frotárselo en la espalda para darle suerte. Tras el éxito de la escena, los trabajadores del programa se interesaron en el número y comenzaron a llamar a la administración para reservar más unidades. Cuando el propio Juárez mostró el décimo a la cámara —durante el programa de la noche del lunes— junto al presentador, el Gran Wyoming, se desató la locura. El teléfono del programa también comenzó a sonar sin cesar y lo ha hecho durante días, con llamadas de curiosos que querían conseguir un décimo y preguntaban en qué administración lo habían comprado.

Momento histórico #elintermedio pic.twitter.com/OzVRGBHU0F

— El Intermedio (@El_Intermedio) December 11, 2023

La tarea de conseguirlo, sin embargo, no ha estado exenta de obstáculos. En la administración Lotería La Pajarería, de Alcobendas, donde los trabajadores de El intermedio compraron el décimo, se desató un auténtico fenómeno. Los teléfonos no dejaban de sonar, y casi no podían atender a los clientes. “Todos los años hay algún número que se hace viral por los famosos, pero esta vez la gente se ha vuelto loca con la broma que le hicieron a Pedro Sánchez”, señala Marta García, que trabaja en el establecimiento desde 2013. Las filas de los interesados han sido una constante hasta que se ha agotado. Los décimos se vendían en 37 administraciones, pero este viernes se encuentra agotado y tampoco se puede comprar online.

García asegura que su establecimiento, que ha vendido 1.080 décimos, era el que más boletos del 12035 tenía. A pesar del furor desatado, explica, la mayoría ya estaban repartidos entre oficinas y empresas, y las decenas que les quedaban se agotaron en las primeras horas después de que se emitiera el programa. “Estábamos desbordados con las llamadas. Te complica sobre todo la atención en ventanilla, ya que cada dos por tres nos llamaban preguntando por el número. Las conversaciones con algunos interesados eran breves, pero otros insistían en que necesitaban el número de Sánchez y tampoco queríamos colgar de golpe o ser desagradables. Pero claro, si estás en el teléfono, no estás en la ventanilla. Era complicado”, explica en conversación telefónica.

Belén Fernández, periodista de 48 años, es una de las afortunadas que se hizo con el número. Cuenta que este lunes vio El Intermedio, como hace habitualmente, y le llamó la atención la escena del décimo. Como conoce a uno de los miembros del equipo de producción del programa porque trabajó con él hace años, le llamó para intentar conseguir el número por seguir la broma. Lleva 20 años jugando a la Lotería de Navidad y no suele participar en este tipo de apuestas salvo en esta época, ya que lo que le gusta es la liturgia del sorteo en unas fechas especiales. Nunca ha tenido demasiada suerte y 100 euros es el mayor botín que ha recogido. “A Pedro Sánchez le sale todo bien, es imposible que esta vez no caiga algo gordo”, señala entre risas.

Seguir leyendo

Post Relacionados

Suscríbase a nuestros boletines

Únete a nuestra comunidad de lectores informados y mantente al día con las noticias más importantes.