Nuevo patrón climático reemplazará el aire ártico con lluvias, hielo y un clima más cálido en EE.UU.

(CNN) — Desde un frío glacial hasta posibles inundaciones importantes: una serie de frentes y sistemas de baja presión están trabajando juntos para traer aire cálido y humedad tropical a la mitad este de Estados Unidos esta semana.

Este aire cálido finalmente expulsará los vientos árticos que han estado dominando la mayor parte del clima del país durante el fin de semana, pero también podría traer varios peligros, incluido el hielo y posibles inundaciones.

A medida que la humedad del golfo de México sea empujada hacia el norte desde este domingo y hasta el lunes, chocará con el aire frío que aún persiste sobre partes del centro deEstados Unidos, generando hielo y lluvia helada en una amplia franja desde Dallas casi hasta Fort Wayne, Indiana.

“Mientras tanto, la presencia de aire ártico más al norte favorecerá precipitaciones mixtas, aguanieve y hielo a medida que la humedad llegue a Oklahoma y Kansas esta noche”, dice el Centro de Predicción Meteorológica.

Tempestad en EE.UU. trae frío récord y una sensación térmica que puede causar congelación en minutos mientras la nieve se desplaza hacia el noreste

Es probable que la mayoría de las regiones que enfrentan un pronóstico de hielo reciban menos de un cuarto de pulgada de hielo en total para el lunes por la noche, pero se pronostica hasta media pulgada de hielo para el norte de Arkansas y el sur de Missouri, según las oficinas locales del Servicio Meteorológico Nacional (NWS, por sus siglas en inglés).

A medida que el aire cálido continúa su trayectoria hacia el norte, la lluvia helada y las precipitaciones heladas se convertirán en lluvia, lo que traerá consigo una amenaza de inundaciones.

Aproximadamente 37 millones de personas están bajo amenaza de inundaciones repentinas y lluvias excesivas esta semana, desde el lunes hasta el jueves por la mañana, a lo largo de la costa del golfo y en las partes occidentales del sureste.

Existe un riesgo nivel 2 (de 4) de lluvias excesivas e inundaciones repentinas que se desplazan hacia el este:

Lunes: este de Texas.
Martes: Valle inferior del río Mississippi.
Miércoles: Luisiana a través de Alabama y Tennessee.
Jueves a viernes por la mañana: costa del golfo de Mississippi y Alabama hasta Tennessee.

Algunas áreas se encuentran bajo un riesgo de nivel 2 por lluvias excesivas durante varios días seguidos.

Los totales de lluvia durante los próximos 5 días pueden alcanzar entre 12 y 15 centímetros (de 5 a 6 pulgadas) y áreas localizadas recibirán cantidades mayores.

También existe un pequeño riesgo de que existan condiciones meteorológicas adversas en las regiones más afectadas por las fuertes lluvias. “Si bien los peligros convectivos no son el foco principal, cabe señalar que existe la posibilidad de que se produzca un clima severo breve dado el perfil de cizalladura (choque de vientos procedentes de direcciones diferentes en distintas capas atmosféricas) favorable al inicio del largo alcance”, explica la oficina del NWS de Lake Charles.

La buena noticia es que el frío del Ártico terminará con un calentamiento definitivo, ya que algunas ciudades verán un aumento en las temperaturas máximas diarias en el transcurso de tres a cuatro días.

Las temperaturas estarán significativamente por encima del promedio para el final de la semana, con máximas de entre 15,5 y 21 grados Celsius (entre 60 y 70 grados Fahrenheit) el jueves en todo el sureste y temperaturas en los 10 grados Celsius (50 grados Fahrenheit) hasta el norte de Nueva York.

Los mínimos nocturnos alcanzarán los 15,5 grados Celsius en algunas partes del sureste, rompiendo potencialmente más de 100 récords de mínimos diarios más cálidos.

Post Relacionados

Suscríbase a nuestros boletines

Únete a nuestra comunidad de lectores informados y mantente al día con las noticias más importantes.